A veces una tiene que reconocer que compra libros por la portada. En este caso una mezcla entre el color y el dibujo a lo Burton. Y claro, luego una lee cosas que no sabe bien de que van… Y que se dice “pues esto, hace quince años, me hubiese parecido lo más”.

650_AL05407.jpg Cuando al tío Frank lo ajustician como traidor, Alice decide velar por el. Y cuando el verdugo Dan Skillincer tiene que llevar su cabeza al Temple Bar, ella decide rescatarla para darle una sepultura digna. Pero hacerlo no será tan sencillo, con todos los soldados del rey intentando detenerla… O quizá no todos.

Esta es una historia muy parecida a como se contaría en una taberna hace un siglo, o en un cuenta cuentos hoy. Una historia rápida, sin grandes giros ni misterio, y plagada de ese humor de lo absurdo que tanto gusta a los británicos. Y a mi, ya de paso.

También es una historia con una trama romántica, con sus enamoramientos instantáneos y su triángulo amoroso. Un cliché casi ineludible y sin embargo bastante vacío de interés.

Por su parte los personajes no son precisamente complejos. Muchos son caricaturas de personajes habituales de la novela inglesa victoriana y tienen esa misma tendencia a relacionar belleza con virtud e inteligencia. La excepción es el verdugo, Dan, que no siendo bello ni especialmente inteligente, si se revela como uno de los mejores seres humanos de la narración.

Sin embargo, el personaje más relevante es, sin duda, el tío Frank. La fabulosa y expresiva cabeza cortada del tío Frank, que es mucho más que una simple excusa narrativa.

Lo único realmente notable de la narración es la ambientación. El período histórico de las rebeliones Jacobitas no es muy conocido, a por pesar de que es período Georgiano. El libro se ambienta justo después de la batalla de Culloden y antes de la disolución del cuerpo militar de los Dragones de Kingston, es decir, alrededor de 1746. Y tanto la corrupción social y moral como la inestabilidad política y el conflicto religioso de la época están bien reflejados, lo cual le da una interesante dimensión.

 

Recomendado para: pasar un ratito sin más, jóvenes muy jóvenes.
Abstenerse: amantes de las historias complejas con fondo filosófico o adultas.

 Título: Tres Corazones, Dos Cabezas y un Verdugo
Autor: K. M. Grant
Año de publicación: 2007
Última edición España: 2010
Editorial: Alfaguara Juvenil