Una costa lejana. Detectives y asesinos de la roma bajoimperial

Poder aunar en una sola novela dos de los géneros que me gustan más (policiaca e histórica) es algo que no se encuentra a menudo. Que a demás el resultado sea satisfactorio es aún más raro. Por eso esta novedad de Mayo de la editorial Pamies me llamó tanto la atención y por eso la leí con tanto gusto.
una-costa-lejana-ficha[3].jpgAño 272. En Rodas el segundo al mando del Servicio de Seguridad Imperial de Roma es asesinado. El agente imperial Casio Córbulo se encargará de la investigación del crimen acompañado por su guardaespaldas, un exgladiador llamado Indavara,y su esclavo personal, Simo. La persecución le obligará a embarcarse en una peligrosa travesía marítima junto a un contrabandista cartaginés y la hija mayor del fallecido hasta una de las costas más alejadas, desconocidas y peligrosas de todo el imperio.

Como ya he comentado, se puede mirar esta novela de dos maneras: como una novela histórica con una trama de misterio o como una novela negra con una ambientación histórica.

En lo que respecta al misterio, es una novela muy bien construida. Si bien comienza antes de la misión que lleva a descubrir el crimen, esta introducción ayuda a centrar tanto la ambientación (la Roma bajoimperial) como un contacto con los personajes principales, su carácter y su relación. Y esto se agradece porque hace que la novela que es la tercera de la serie agentes de Roma y la segunda que edita Pamies después de El Estandarte Imperial. El resto de la novela va describiendo una investigación de tipo policial: encontrar e interrogar testigos, encontrar y perseguir sospechosos, descubrir motivos. El lector descubre las pistas junto a Casio Corbulo, de modo que mantiene la tensión gran parte del libro.
Además este libro relata durante gran parte del texto una persecución y tiene varias escenas de acción de un ritmo trepidante y de gran crudeza. En resumen, muy buenas escenas de acción muy marcadas por el ritmo de los medios audiovisuales.

Respecto a la historicidad, el periodo elegido por el autor es muy jugoso en si mismo. La Roma bajoimperial fue convulsa política y por tanto militarmente. El avance inexorable de nuevas religiones entre la población tanto esclava como libre también añadía una variante de inestabilidad. Tiempos interesantes sin duda alguna. Hay que reconocer que esta época es muy jugosa para algo como el Servicio de Seguridad de Roma, que venían a ser algo muy similar a un moderno servicio secreto. De hecho muchísimos de los rasgos sociales de la época están muy bien reflejados como la corrupción, la desconfianza de las provincias en el ejército o las diferencias entre romanos, otros ciudadanos, libertos y esclavos. Incluidos aquellos que peor sientan hoy día como cierta misoginia estructural muy propia de esa cultura. Y todo esto, aunque me enerve, ayuda a crear una ambientación que tal vez no sea impecable, pero que se acerca mucho.

Esta lectura ha sido para mí una experiencia agradable, interesante y también intensa que ha sabido tratar tanto los temas de su momento como temas universales tales como la amistad, el deber, el honor o la moralidad en situaciones extremas .

Recomendado para: Fans del Imperio romano. Gente que disfrute tanto con la ambientación histórica como con el misterio
Abstenerse: Feministas exaltadas y todo el que piense que cualquier tiempo pasado fue mejor

Titulo: Una costa lejana
Autor: Nick Brown
Año de publicación original: 2014
Publicación en españa: 2016
Editorial:Pamies

Entre tonos de gris. No suficientemente gris.

Entre tonos de gris fue la primera lectura de Mayo del Club Eureka. Una novela que hace algún tiempo se oía constantemente en booktube como el gran libro del año.
41vq0ryo1mL._SX332_BO1,204,203,200_[1] Lina es una chica de quince años que vive en Kaunas (Lituania) en 1941. Hija de un profesor universitario y a punto de entrar en la escuela de arte, tiene un verano maravilloso por delante y todo le sonríe. Pero una noche la policía secreta soviética irrumpe en su casa y se lleva a toda la familia detenida.
Con su padre desaparecido, Lina comienza junto a su madre y su hermano menor el viaje más duro de la historia. Los llevan a los campos de trabajo siberianos, a los Gulag y deberán luchar cada día por sobrevivir igual que los cientos de miles de deportados que corrieron la misma suerte.

La segunda guerra mundial es un entorno narrativo que en general me aburre. Tal vez porque está demasiado lejano o tal vez porque estamos saturados de las historias de los aliados contra los nazis. Sin embargo este escenario, la actuación de la URSS contra los territorios eslavos es mucho más desconocida. Cuando yo estudié esto en bachiller recuerdo que me enfadé mucho. Estamos tan acostumbrados al maniqueísmo aliados = buenos y nazis = malos que se nos olvida que en todas partes cocieron habas.
Y es que el relato del viaje y el campo de trabajo de Lina no es tan distinto del relato de los campos de concentración de los nazis. En ese sentido, este libro no aporta absolutamente nada. Es más, durante gran parte de la narración de miserias y vejaciones a la que se enfrentan todos los grupos humanos desplazados en contra de su voluntad ésta parece estar dispuesta para llamar a la lágrima fácil lo cual en lo personal me molesta un poco. Probablemente hubiera preferido más profundidad en la evolución de las estrategias de supervivencia y salud mental que simplemente en la miseria y la pérdida. Y por supuesto la historia de amor.

Creo que es un enorme desperdicio el de Nikolai. Ese personaje ilustra cómo funciona el ser humano en ciertas condiciones de entorno social y obediencia a la autoridad como exploraban los experimentos de psicología social de Zimbardo o Milgram. Este proceso en lo personal me resulta fascinante y sólo se ve muy someramente, lo cual es una lástima. Que además el personaje sea medio polaco en lugar de ser un agente soviético normal no deja de parecerme un rescoldo de la guerra fría. Lo que veo es una autora estadounidense que no puede asumir remordimiento en un soviético. Porque los soviéticos eran el mal.

Y esto me lleva al momento del barco americano en siberia y cómo los soviéticos esconden a los eslavos mientras el barco está allí. Estamos hablando de 1942 o 1943. Lamentablemente a los militares de Estados Unidos les importaba un carajo quien y como vivían en los gulags. Tenían cosas mucho más importantes en las que pensar, como ganar una guerra. Y si la tripulación del barco informaba a sus superiores, muy probablemente está información morirá ahí. Porque en ese momento era algo irrelevante. Los aliados tenían muchos motivos pragmáticos para luchar, y la terrible situación de algunos era más una cuestión de propaganda. Lo siento, pero el mundo es así.

No obstante todo esto, el libro no está mal escrito y resulta una experiencia de lectura bastante ligera a pesar del tema y apta para públicos jóvenes. Estoy segura de que a mucha gente le gustará bastante más que a mi.

Recomendado para: Completistas y fanáticos de la ambientación.
Abstenerse: Si sentir que buscan manipularte te saca de quicio

Título: Entre tonos de gris
Autora: Ruta Sepetys
Año de publicación original: 2011
Año edición España: 2012
Editorial: Maeva

El hidalgo que nunca regresó. Tal vez un Cervantes…

Cuando vi este título en las novedades de novela histórica de Pamies, me llamo muchísimo la atención. Y no sólo por el hecho del aniversario de la muerte de una figura tan clave en la cultura española como Cervantes, si no por la promesa de un relato bien hilado históricamente partiendo de un acontecimiento tan controvertido como la presencia de Cervantes en Barcelona.

el-hidalgo-que-nunca-regreso-web2[1]

1615, Madrid. Un joven barcelonés busca bajo el frio y la lluvia a una persona muy particular: Miguel de Cervantes Saavedra. Su objetivo: entregarle una misteriosa arqueta antigua que parece tener alguna relación con la historia del famoso autor. A cambio de ello, exigirá que éste le cuente qué ocurrió en aquellos  seis días durante los que el padre de El Quijote se refugió y escondió en la ciudad de Barcelona. Una ciudad convulsa y amenazada por el Imperio Otomano.

Estamos ante una obra muy bien hilada, en una narración en dos niveles: por un lado el relato del “presente”, el anciano Cervantes entrevistándose con el joven comerciante catalán, y por otro lado el del “pasado”, el joven Cervantes y sus vivencias desde su llegada hasta su marcha de Barcelona. Dos niveles que no solamente se abrazan, si no que se entrecruzan para ayudarnos a entender cuánto afecta aún al anciano Cervantes su propia memoria.

La historia del joven Cervantes explora una época terrible para la Ciudad Condal, unos días de terror y desgracia, con los atentados contra la ciudad por parte de los turcos. La sospecha contra todo extraño en la ciudad, la tensión expectante. Y por último, el dolor y la pérdida en una ciudad tan marítima como Barcelona.
Pero también explora los temas más antiguos y recurrentes de la literatura española: el honor, la picardía, la cobardía, y sobre todo el amor. Ese sentimiento a la par motor y final de toda travesía.

Puedo decir sin miedo a equivocarme que éste libro contiene una de las historias de amor más bonitas que he leído en los últimos tiempos. Reconozco que me emocionó, y esto en mi no es una tarea fácil.

Así, la historia del joven Cervantes se convierte en el cuento, la aventura de ese héroe español que nunca termina de ser un héroe del todo, mientras que el viejo Cervantes es lo que la acumulación de experiencias hará de todos nosotros: la voz de la nostalgia.

No soy una experta en el periodo histórico en el que se ambienta la trama. Es una época a la que justo comienzo a acercarme. Así que me resulta más complicado que en otras ocasiones juzgar la historicidad del relato. Aún así, y exponiéndome a fallar, la España y la Cataluña (relaciones entre ellas incluidas) que se exponen aquí me parecen completamente creibles e históricas. Empezando por “la nit del foc”, que es lo primero que el joven Cervantes conoce de Cataluña.

Como experiencia de lectura, una novela que aunque tiene un final más bien gris, deja un sabor de boca muy bueno. Una historia que queda en la memoria como realmente hermosa.

Recomendado para: Amantes de la figura de Cervantes, de la época (¡vive Dios!), y gente que busca una historia de amor bonita de verdad
Abstenerse: Gente que un excesivo apego a la historia conocida. Quien no quiera ver que España no ha cambiado demasiado.

Título: El hidalgo que nunca regresó
Autor: Carlos Luria
Año de publicación: 2016
Editorial: Pamies

Mentir es encender fuego. O teorías sociológicas en historia vasca

A mi me dicen sobre una novela histórica en el Pais Vasco, y yo me tiro de cabeza. Será que la tierra tira o algo así. Así que Mentir es encender fuego era algo que me tenía que leer.
portada-final-mef-200x300[1] Jaun Zuria, el Señor Blanco. Así llama el pueblo a un joven señor de Bizkaia que tal vez pueda liderarlos contra el rey de Asturias. ¿Existió realmente? ¿Fue la batalla de Padura una realidad o sólo un mito?

Es a partir de esta idea que se desarrolla la novela presente. Una novela que sigue diversos escenarios e historias que se entrelazan en la supuesta (pues no hay prueba histórica ni relato de la misma desde el bando astur) Batalla de Padura, que se cuenta como el germen del posterior condado de Bizkaia.

Desde la corte Asturiana hasta el campo de batalla vasco y el frente de la reconquista. Desde la nobleza vasca, tanto duranguesa como de otros puntos hasta la vida dura de campesinos y ferrones. Desde la vida errante del criminal hasta la rectitud del hombre de honor. Desde la construcción de algunos de los más hermosos templos cristianos vascos a la adoración pagana llevada en secreto. Todo esto abarca esta obra que se demuestra muy bien construida, pudiendo retratar al tiempo mucho del carácter propio de los vascos mientras cuenta historias puramente puntuales y concretas.

Una obra de personajes complejos, humanos, que evolucionan y muestran claroscuros. Que rozan la locura y que se demuestran atípicos. A este respecto sólo lamento el intento de reclamar respeto para la homosexualidad. En esa época, tal y como está la historia, parece algo hecho para contentar al pensamiento moderno.

Quiero mencionar el retrato del paganismo vasco, bastante cuidado a pesar de ser un tema con muy poco material de consulta y mucho de él dudoso.

Y todo ello con el trasfondo filosófico sobre cómo la historia, la propia sociedad, se mantiene en pie por las mentiras a pesar de las cicatrices que puede ocasionar.

Recomendado para: brujas vascas o vascos no brujos, amantes de las historias de batallas y caballeros.
Abstenerse: Si no soportas el género, nada más.

Título: Mentir es encender fuego
Autor: Francisco Panera
Año de edición: 2015
Editorial: Nova Casa Editorial

Águilas y cuervos.Repasando el choque de culturas

Creo que ya os he dicho alguna vez que también me gusta mucho la novela histórica, aunque últimamente esté un poco centrada en exclusiva en fantasía. Así que cuando encontré esta novela, que es histórica, de celtas (con lo que a mi me molan) y con esta portada tan a lo Brave, me lancé de cabeza.

c3a1guilas-y-cuervos Como bien dice su subtítulo, Águilas y Cuervos es un relato centrado en la rebelión de las tribus célticas de Albión contra la invasión romana. La historia abarca tres generaciones de líderes de la resistencia, entre los que se encuentra como no Boudica, la figura más famosa de la misma. Pero no es la historia de Boadiccea propiamente dicha la que centra el libro, si no muy especialmente la del primer líder, Caradoc.
Caradoc es un jefe de la tribu cautevalana, la primera en ser barrida por Roma y en cuya capital se establecerá la primera gran colonia de la nueva provincia de Britania. Pero Caradoc y algunos de los suyos sobreviven a su aplastante derrota frente a las legiones y viajan al oeste para encontrar apoyos y luchar contra un imperio que ha comprado con oro y promesas de paz a todas las tribus de las tierras bajas.

Gran parte del hilo de los acontecimientos en el libro es conocido, es decir, se pliega a lo que se sabe de la evolución de la conquista romana por los mismos romanos. No obstante, por si acaso no conocéis bien el episodio histórico y preferís investigarlo a posteriori, intentaré no decir mucho.

Cuando hablamos de novela histórica, además de la narrativa, hay que fijarse en dos cosas primordiales: historicidad y verosimilitud. Dos cosas que esta novela cumple de forma brillante. No sólo ha adaptado bien personajes históricos conocidos (los emperadores Claudio y Nerón, los gobernadores de Britania como Plauto, Scapula y  Suetonio Paulino y los reyes de las tribus como Caradoc, Boudica o Cartimandua de Brigantia) si no que ha sabido construir a su alrededor personajes creíbles de rebeldes y colaboracionistas dentro de las tribus, y también relaciones creíbles entre nativos y romanos. Por otra parte, las descripciones de vestimenta y costumbres son acertadas. Hay muy pocos detalles que yo haya encontrado cuestionables, incluyendo la faceta religiosa, y eso que lo que sabemos se basa sobre todo en el relato del vencedor. Y consigue en todo momento hacer llegar las diferentes atmósferas que quiere crear, tanto en el mundo romano como en las tribus y sobre todo, en el éxodo de los rebeldes a través del territorio.

Narrativamente, también es más que correcto. Al fin y al cabo es un “tocho” de más de 800 páginas, pero se lee bien a pesar de que le cuesta un poco despegar y es capaz de hacerte vislumbrar lo que cuenta.

¿Es perfecto? No. Su problema principal es la extensión. El libro está articulado en dos partes. La primera es un todo bastante coherente que sigue la historia de Caradoc hasta que deja la isla por la que luchaba. Un gran final de parte, por cierto. Hay en ella algunos capítulos breves que servirán para unir esta historia mejor con la segunda parte del libro, que si tomásemos esta parte como algo aislado, sobrarían, pero que perdonamos en vista de su utilidad.

La segunda parte cuenta la rebelión después de Caradoc y también algunas pinceladas de la vida de Caradoc y su familia en Roma. El problema de extensión está justamente aquí. Para empezar, la vida romana de la familia es algo que sólo tiene interés para dos cosas: para demostrar los problemas que tenían tanto Claudio como Nerón a nivel personal, y para dejar claro que, a pesar de lo que ha llovido antes con los romanos como enemigos y con lo que va a suceder a continuación, sencillamente no todos los romanos son malos ni la cultura romana era tan destructiva. Lo cual no deja de ser un ejercicio que cualquiera puede hacer, teniendo en cuenta el punto de vista de quienes son los protagonistas, y por tanto no deja de ser absolutamente vano.

El segundo problema que tiene esta parte es un claro descenso de calidad en la historia. Siguiendo el hilo de los acontecimientos reales, era necesario para la narración un líder post-Caradoc y pre-Boudica. Pero este líder desconocido encarnado en el ex esposo de Cartimandua de Brigantia no se sostiene. El personaje es interesante, lleno de claroscuros, pero su ascenso de poder entre los rebeldes no llega a ser del todo convincente. El resultado son una buena cantidad de texto que parece una simple bisagra entre una historia fascinante (Caradoc) y otra historia fascinante (Boudica).

Porque hay que reconocerlo, las 100 últimas páginas pertenecen por completo a la rebelión de Boudica y son sublimes.

Recomendado para: amantes del mundo celta y de las causas justas pero perdidas. Curiosos en general.

Abstenerse: Historiadores quisquillosos con lupa. Cualquiera a quien le espanten las lecturas largas.

Título: Águilas y Cuervos
Autor: Pauline Gedge
Año de publicación: 1978
Edición en España: 2015
Editorial: Pamies

En tierra de fuego. Tango a tres.

Probablemente encontréis raro en mi que me dedique a reseñar una novela romántica adulta. Y lo es, porque en regla general yo no leo romántica adulta. Y suelo definirme como una lectora más bien de fantasía, thriller e histórica. Y sin embargo, aquí estoy, con una novela de una autora que vive en mi tierra: Mayelen Fouler.

Barcelona, 1943. Rosa Sarlé es una joven pintora, apasionada, que se ve aprisionada en una vida gris y en un régimen gris e injusto. Cuando el viudo de su hermana Anna, Frank Bennet-Jones, un inglés afincado en argentina, va a visitar a su familia en recuerdo de ésta, descubre que la vida puede ofrecerle mucho más. Por una serie de circunstancias, Frank y Rosa acaban viajando a la Patagonia, donde Rosa conocerá a Armando: un argentino misterioso que parece tener algo que decir respecto a la difunta Anna.

En tierra de fuego ha sigo premiada con el premio de novela digital de Harper Collins Ibérica en la edición de este año (la tercera). Y no lo digo como un ejercicio vacío de márketing. Lo digo porque el simple hecho de ser una novela ganadora da una cierta seguridad con respecto a la calidad mínima esperable. En este caso, es una novela de muy buena calidad, escrita con mucho acierto con un lenguaje visual muy cercano al cinematográfico y con una dosis considerable de narrativa adictiva.

Además de eso, no tiene solamente una única trama romántica. Aunque ésta sea la principal y el auténtico hilo conductor de toda la novela. Es también en cierta medida una novela histórica con una ambientación muy cuidada y bien conseguida, especialmente en la parte española que es la que mejor puedo juzgar. Y tiene ingredientes de misterio y thriller, aunque no demasiado condensados, que dan la oportunidad al lector de otro tipo de novelas de disfrutar de ésta como con pocas de su género.

Recomendada para: Fans de la romántica. Colmará todos vuestros deseos y expectativas.

Abstenerse: Alérgicos al género y gente inflexible (e insensible) en general.

Título: En Tierra de Fuego
Autor: Mayalen Fouler
Año de edición: 2015
Editorial: Harlequín Ibérica(harper collins)

La Herbolera. La prisa es mala consejera.

Featured image

Portada de la edición de bolsillo

La Herbolera es una de esas novelas que pecan de lo que presumen, de ser una “historia de mujeres” y de ser “ligeras”. Una versión en un solo volumen de “Las brumas de Avalon” a la bizcaina.

Como el libro en sí no es demasiado denso ni tampoco largo, la lectura se vuelve fácil y en ocasiones, etérea.

La historia de Catalina de Goiena no es original en ningún punto, pero cumple lo que promete si buscas una de esas historias en las que el transfondo histórico está justo para dar color. La novela en si se vuelve pronto predecible por caer en ciertos tópicos. No es que tenga nada específico contra la literatura predecible. Pero prefiero cierta sorpresa, si puede ser.

Ambientada en la zona de Durango y a los pies del Amboto a principios del siglo XVI, la novela podría haber dado mucho más de si. Toca muchos temas fascinantes: la mitología vasca, la brujería, las herejías cristianas, los comportamientos matrimoniales, el machismo inherente a la época, el choque cultural entre los labriegos aún paganos y los habitantes ya cristianos de los pueblos más grandes, complejidades políticas castellanas… Y sin embargo, no toca ninguno.

Supongo que tengo problemas personales que resolver con respecto a la novela. Primeramente, me considero vasca. He estudiado los mitos de mi tierra. Conozco a sus dioses de un modo bastante cercano. Además he estudiado un poquito sobre brujería. Las descripciones sobre las reuniones paganas y las experiencias místicas me resultan por lo tanto algo inquietantes por lo someras. Cuánta belleza hemos perdido. Cuánto hemos podido malentender con el uso de enteógenos, qué poca importancia hemos dado a los efectos de plantas como la belladona… Puede que Martinez de Lezea no supiera mucho a este respecto.

La novela está llena de personajes planos y sin evolución. Sobre todo, está llena de hombres malvados que son justamente agraviados al final. Pero sobre todo, está llena de personajes desaprovechados. Mal aprovechadas las parteras, injustamente dejados de lado los herejes, reducido a anécdota graciosa el librero… Pero sobre todo, perdido en el olvido el inquisidor. Por su presentación, parece que éste personaje fuera pensado para algo más pero que la autora cambiara de idea por el camino. Tal vez, solo tal vez, el inquisidor y el amante iban a ser el mismo personaje al principio….

Recomendado para: amantes de “Las Nieblas de Avalon” y público Arlequin.
Abstenerse: Amantes de la psicología profunda,  aburridos del sexamor y deseosos por descubrir la brujería vasca.

 

Título: La Herbolera
Autor: Toti Martinez de Lezea
Año de publicación: 2006
Editorial: Maeva