Nieve como cenizas. Como nevar en invierno

Nieve como cenizas era una de esas novedades de fantasía juvenil en las que al leer la sinopsis le ves posibilidades. Más de fantasía que de otro género. Así que le di la oportunidad.

28053589 Hace dieciséis años, un grupo de 25 inverneños consiguió escapar de la derrota de su reino a manos del rey de Primavera. El relicario que contiene la magia de Invierno fue partido y ellos apenas pueden sobrevivir refugiados y llevando la vida de unos nómadas delincuentes. Hoy ya sólo quedan ocho de ellos. Dos jóvenes, una huérfana y el futuro rey, se entrenan para luchar contra la magia oscura de Angra, el malvado rey que les arrebató todo.
Meira está dispuesta a hacer cualquier cosa para recuperar el relicario. Su deseo es convertirse en guerrera y liberar a los inverneños esclavizados de su opresor, pero el destino tiene otros planes, y no solo tiene que pelear contra el enemigo sino también contra sus sentimientos, y animarse a creer en ella misma… y en sus sueños.

Voy a empezar por el final. Esta saga es el nuevo Trono de Cristal. La protagonista principal tiene el mismo tipo de historia y secretos y los dos chicos de su triángulo amoroso también parecen cortados por el mismo patrón.Y si, he dicho triángulo amoroso. Porque está historia es tópica en todo punto.

Como ya he dicho la protagonista es la típica del género: adolescente que necesita demostrar y demostrarse lo badass que es. Además su arma es el chackram, igual que Xena la tía más badass en la historia de los personajes badass. Eso ya es una declaración de intenciones. (No voy a ponerme en lo extremadamente complicado que es el chackram, un arma de élite del pueblo sikh el cual es reconocido por sus excelentes guerreros. Podría pero…). De hecho para ser tan badass es exasperantemente insegura y al mismo tiempo demasiado manipulable. En otras palabras, un carácter inestable cuyas reacciones no siempre se entienden.

Pero lo que realmente me disgusta son los detalles del mundo.

Primero el tema de la magia. La magia es un recurso natural que surge de un punto inaccesible de la geografía del mundo. Para usarla se necesita un objeto que sirva de canal. Sólo hay ocho de ellos, cada uno ligado al linaje de cada casa real de los ocho reinos en los que se divide la tierra. Esta es la única limitación de la magia. La persona que tiene el objeto y el linaje adecuado puede hacer lo que quiera. Sin costes. Magia ilimitada. Qué penita.
Por otra parte esta el propio mundo. Conformado por ocho reinos, cuatro de ellos son reinos cíclicos.E s decir, reinos con cuatro estaciones. Los cuatro restantes son los reinos estacionales, en los cuales siempre es una única estación. Una estación extrema y estereotípica difícilmente creíble. Tal vez si se hubieran molestado en generar zonas de influencia climática o una flora y fauna específica o adaptada. No era tan complicado. Entiendo que puedan decir que estoy siendo demasiado estricta. Que la suspensión de la realidad soluciona eso. Y puede que para otro sea así. Pero para mi estos detalles ponen muy en peligro la suspensión de la realidad. He terminado con la sensación de que lo que la autora quería al final era una Elsa y un Jack Frost por pura estética.

Por lo demás la historia es predecible del primer al último punto. No mal llevada, pero si carente de giros interesantes. Si permite pasar el rato, pero sin mayor interés

Recomendado para: Fans del trono de cristal e historias similares.
Abstenerse: Frikis del worldbuilding y geeks furiosos.

Título: Nieve como cenizas (nieve como cenizas #1)
Autor: Sara Raasch
Año de publicación original: 2014
Año de edición: 2016
Editorial: Del Nuevo Extremo

Virtud y Verdad. Aunque duela

La segunda parte de Amor y Virtud se llama Virtud y Verdad y salió a la venta este mismo año, junto a una nueva edición de su primera parte. Tuve la suerte de que su autora me enviara un ejemplar, que devoré en una sola mañana.
IMG-20151130-WA0017[1].jpg Ha pasado un año desde la tragedia y la vida sigue adelante en casa de los Becker. Derek ha vuelto a casa, con su hija y también con Emily Wathson. Arabia también ha decidido vivir en la casa para apoyar a Zane, quien sigue sin superar la pérdida. Louis estudia teatro como quería, y Jake… sigue siendo Jake, tal vez un poco más solitario y reservado, si cabe.
La vida les reserva amor, experiencias, peleas, descubrimientos, sexo, drogas, peligros y reencuentros.

Virtud y Verdad es posiblemente la mejor segunda parte posible para Amor y Virtud. Continúa la historia del libro anterior sin precipitación y con el mismo estilo fresco y natural del primer libro, aunque si se le nota la experiencia como escritora y ahora puede verse una escritura más refinada y tal vez más madura.

El fuerte de este volumen sigue siendo sus personajes. Personas reales no estereotipadas que tienen problemas reales con el trabajo, el amor y en general la vida. Sin embargo algunas de las situaciones comienzan a ser un poco más rocambolescas de lo usual, lo cual es natural si consideramos algunas situaciones como una escalada. Es el caso del tema de las drogas, que si que suelen funcionar con esa dinámica.

En este libro se tratan muchos temas más controvertidos, como el maltrato de género en el marco de una relación romántica, la agresión sexual, la misma drogadicción, el acoso laboral… No sólo tenemos personajes más maduros por su situación familiar y laboral, si no también temáticas más maduras que les quedan grandes por todas partes a los pobres personajes (cosa que suele ocurrir también en la vida real). Como un niño en los zapatos de sus padres, los personajes caen una y otra vez en dinámicas que ya han probado como negativas. Y cómo superan poco a poco esas dinámicas cueste lo que cueste llegando a un comportamiento más adulto, hace de los personajes un elemento en constante evolución.

En la parte negativa debería poner dos cosas. La primera es la reacción del personaje que vive un caso de maltrato de género con agresión sexual: es interesante pero no suficientemente descrita. O no se ha tenido en cuenta ciertos rasgos de esa reacción (vergüenza, autoculpabilización, intento de borrar la experiencia) o simplemente no se han considerado interesante para la trama. La segunda sería la “curación” del personaje drogodependiente, que acaba siendo voz de la razón poco después de tocar su punto más bajo.
Por lo demás tenemos una trama que va complicándose y que llega a giros un poco de telefilme. Que no digo que no disfrute, pero que simplemente parecen menos verosímiles que los de la primera parte.

El resultado, una lectura sencilla, rápida y con un gran poder de “enganche” que gustará a cualquier lector joven sólo con que sus niveles de alegría al drama y al romance no le obliguen a tomar antiestaminicos.

Recomendado para: Cualquiera que gustase de la primera parte
Abstenerse: Si jamás habéis disfrutado un telefilme de sobremesa

Título: Virtud y Verdad (Amor y Virtud #2)
Autor: Rolly Haacht
Año de publicación: 2016
Editorial: Autoeditado

Entre tonos de gris. No suficientemente gris.

Entre tonos de gris fue la primera lectura de Mayo del Club Eureka. Una novela que hace algún tiempo se oía constantemente en booktube como el gran libro del año.
41vq0ryo1mL._SX332_BO1,204,203,200_[1] Lina es una chica de quince años que vive en Kaunas (Lituania) en 1941. Hija de un profesor universitario y a punto de entrar en la escuela de arte, tiene un verano maravilloso por delante y todo le sonríe. Pero una noche la policía secreta soviética irrumpe en su casa y se lleva a toda la familia detenida.
Con su padre desaparecido, Lina comienza junto a su madre y su hermano menor el viaje más duro de la historia. Los llevan a los campos de trabajo siberianos, a los Gulag y deberán luchar cada día por sobrevivir igual que los cientos de miles de deportados que corrieron la misma suerte.

La segunda guerra mundial es un entorno narrativo que en general me aburre. Tal vez porque está demasiado lejano o tal vez porque estamos saturados de las historias de los aliados contra los nazis. Sin embargo este escenario, la actuación de la URSS contra los territorios eslavos es mucho más desconocida. Cuando yo estudié esto en bachiller recuerdo que me enfadé mucho. Estamos tan acostumbrados al maniqueísmo aliados = buenos y nazis = malos que se nos olvida que en todas partes cocieron habas.
Y es que el relato del viaje y el campo de trabajo de Lina no es tan distinto del relato de los campos de concentración de los nazis. En ese sentido, este libro no aporta absolutamente nada. Es más, durante gran parte de la narración de miserias y vejaciones a la que se enfrentan todos los grupos humanos desplazados en contra de su voluntad ésta parece estar dispuesta para llamar a la lágrima fácil lo cual en lo personal me molesta un poco. Probablemente hubiera preferido más profundidad en la evolución de las estrategias de supervivencia y salud mental que simplemente en la miseria y la pérdida. Y por supuesto la historia de amor.

Creo que es un enorme desperdicio el de Nikolai. Ese personaje ilustra cómo funciona el ser humano en ciertas condiciones de entorno social y obediencia a la autoridad como exploraban los experimentos de psicología social de Zimbardo o Milgram. Este proceso en lo personal me resulta fascinante y sólo se ve muy someramente, lo cual es una lástima. Que además el personaje sea medio polaco en lugar de ser un agente soviético normal no deja de parecerme un rescoldo de la guerra fría. Lo que veo es una autora estadounidense que no puede asumir remordimiento en un soviético. Porque los soviéticos eran el mal.

Y esto me lleva al momento del barco americano en siberia y cómo los soviéticos esconden a los eslavos mientras el barco está allí. Estamos hablando de 1942 o 1943. Lamentablemente a los militares de Estados Unidos les importaba un carajo quien y como vivían en los gulags. Tenían cosas mucho más importantes en las que pensar, como ganar una guerra. Y si la tripulación del barco informaba a sus superiores, muy probablemente está información morirá ahí. Porque en ese momento era algo irrelevante. Los aliados tenían muchos motivos pragmáticos para luchar, y la terrible situación de algunos era más una cuestión de propaganda. Lo siento, pero el mundo es así.

No obstante todo esto, el libro no está mal escrito y resulta una experiencia de lectura bastante ligera a pesar del tema y apta para públicos jóvenes. Estoy segura de que a mucha gente le gustará bastante más que a mi.

Recomendado para: Completistas y fanáticos de la ambientación.
Abstenerse: Si sentir que buscan manipularte te saca de quicio

Título: Entre tonos de gris
Autora: Ruta Sepetys
Año de publicación original: 2011
Año edición España: 2012
Editorial: Maeva

Todas las hadas del Reino. Más madrinas que hadas.

En mi vida sólo había leido un libro de Laura Gallego, y me decepcionó bastante. Pero dada la fama de la autora estaba más que dispuesta a darle una segunda oportunidad. Y ésta llegó cuando mi amiga Lidia del blog Literatura de los Dormidos Despiertos hizo una lectura conjunta de Todas las Hadas del Reino, libro que fue premiado como mejor autoconclusivo nacional en los pasados Templis.

9788490433713[1]Camelia es un hada madrina. Una de las pocas que quedan. No le gusta llamar demasiado la atención, ni las fiestas ni ninguna de esas cosas. Ella sólo quiere ser lo más eficiente posible y volver a casa a descansar. Porque Camelia tiene muchos ahijados,  e intenta resolver sus problemas con el mínimo de magia posible. Pero todo cambiará cuando aparezca su última ahijado, Simon. Simon no es un príncipe heredero, ni un héroe designado por el destino… Sólo es un joven enamorado y muy testarudo que quiere sobre todas las cosas casarse con su amada e inalcanzable princesa. Él hará que Camelia llegue al límite de su eficiencia… y tal vez algo más.

Como ya he dicho, este libro era una suerte de segunda oportunidad. Y no ha pasado el corte. Pero he hablado con otros lectores fans de la autora, y me han convencido para que le de una tercera, e incluso una cuarta si hace falta.

Comencemos con que la historia tarda muchísimo en arrancar. Tiene una introducción, tras la que viene otra introducción mucho más larga. Todo ello sazonado con unos cuantos puñados de infodumping. El resultado son graves ataques de impaciencia por ver a dónde desea llegar la trama. Y es que, aunque la historia parece que pretende en principio subvertir las líneas narrativas, recursos y clichés de los cuentos de hadas, termina siguiéndolos sin planteárselos demasiado.

Sin embargo para mi el mayor problema han sido los personajes. En especial las hadas. Todas ellas. Ya de per se tengo un problema con los feericos alados, y más con las hadas madrinas tal y como las ven aquí. Un feerico que está para el capricho de un humano, sin pedir nada a cambio y sin que haya pacto de por medio. Todo esto es mitológicamente inconsistente y contrario al carácter de los pueblos feericos en si. Reconozco que pinchar en hueso conmigo y las hadas es muy fácil.
Lo cierto es que el único personaje que tiene un carácter feerico es Ren. Y Ren es un zorro, que si bien está presente en la tradición occidental, por sus capacidades mágicas y su objetivo primario, más bien parece un kitsune japonés.

Lo cierto es que Ren es el único personaje de esta novela que tiene objetivos y deseos claros. Los demás o bien tienen un deseo difuso o ningún objetivo en absoluto. Por su parte Camelia, si bien evoluciona a lo largo de la trama, lo hace de un modo poco convincente para un ser centenario y en teoría una persona cuyo principal rasgo en su carácter es la sensatez.

En realidad, quitando la lentitud y el hecho de que los principales giros se ven venir desde el primer cuarto del libro, no es una mala experiencia de lectura.

Eso si. En honor a la verdad (y a mi amigo Ivan) reconozco que el último capítulo simplemente sobra. Se ve que la autora ha buscado un final feliz para una historia que ya había acabado.

Recomendado para: Fans incondicionales, coleccionistas de hadas de las flores.
Abstenerse: Si no tienes paciencia para conceptos naif y libros que parece que no arrancan

Título: Todas las Hadas del Reino
Autora: Laura Gallego
Año de publicación: 2015
Editorial: Montena 

La profecía del cuervo. De líneas Ley y otras magias

Hace mucho tiempo que oí hablar de la saga The Raven Boys como una saga de fantasía juvenil que merecía mucho la pena, y lo cierto es que le tenía curiosidad. Pero como todo en esta vida, ha tenido que llegar su momento. Vamos, que me lo he leido porque Vero Drangonfly  y Sueños de tapa dura hicieron una lectura conjunta. Y no lamento haberlo leído. Pero sí que justo cuando me intereso por esta saga, SM decida no comprar los derechos de su última parte.

the_raven_boys Blue pertenece a una familia de brujas. Está habituada a las profecías, a la magia, a las personas con percepción extrasensorial. Siempre ha sabido que si besa a su enamorado, lo matará. Pero ella misma carece de poderes, más bien puede potenciar los poderes ajenos. Por eso su mundo da un vuelco cuando ve el espíritu de un chico que va a morir…

La sinopsis es bastante normalita: adolescente con poderes inusuales que siente que no encaja ve su vida dar un giro por un chico. Sin embargo es un libro que va bastante más allá de la historia de amor con un transfondo sobrenatural o esotérico. Lo que tenemos en realidad en este libro es una trama de misterio en la que la búsqueda de la tumba de un antiguo rey galés da pie a otros descubrimientos: un asesinato de hace años, una conspiración, la desaparición de un hombre hace 18 años… Y todo ello con lógica, sin apabullar y dibujando con cuidado a sus personajes, especialmente los principales.

Y, hablando de los personajes. A pesar de que Blue es teóricamente la protagonista, es uno de los personajes menos cuidados a nivel de carácter. Queda arrollada por los chicos del cuervo, cuatro estudiantes de una academia privada que serán los otros protagonistas de la trama. Son cuatro carácteres muy dispares, con muchísimo transfondo, que podrían incluso parecer incompatibles, pero cuya incompatibilidad hace más realistas en tanto grupo de amigos. Un gran trabajo presentando y desarrollando personajes.

En el nivel esotérico es además un libro muy bien documentado. Tanto en ritualistica y cartomancia en la familia de Blue como en las explicaciones sobre las líneas Ley. Perfecto en ese sentido.

En resumen, lo que tenemos con este libro es el inicio de una saga que promete mucho sin causar demasiada ansiedad por la siguiente “dosis”. Una historia construida de forma muy correcta y que se lee con agilidad.

Recomendado para: Lectores de juvenil con alta exigencia en lo que se refiere a magia.
Abstenerse: Si no concibes un libro sin una clara trama romántica.

Título: La profecía del cuervo (The raven cycle #1)
Autor: Maggie Stiefvater
Año de publicación: 2012
Edición en España: 2013
Editorial: SM

El lado mágico de la luna. Donde toda jovencita es princesa

Gané un ejemplar digital de este comienzo de trilogía de fantasía juvenil en un sorteo auspiciado por la iniciativa Yo leo fantasía en Español. Y aunque no tengo un compromiso directo con la autora o la editorial, he querido hacer una reseña, aunque un poco dura me temo. Sólo espero que Úrsula, la autora, quien por otra parte es una persona adorable, no se lo tome demasiado a mal.

412KQjwTTaL._SX323_BO1,204,203,200_[1] Cielo es una chica normal de 16 años. Vive en Atlanta con sus maravillosos padres adoptivos, va al instituto, compite en natación y acaba de conocer a un chico que la vuelve loca. Pero su vida dará un vuelco cuando sepa que los sueños que le persiguen desde su infancia tienen un significado: ella es la princesa de los licántropos y está a punto de vivir su primera transformación.

Lamento decirlo, pero este es el típico libro introductorio que acaba justo cuando podría empezar a desarrollarse una trama completa. Es algo que pasa en muchos libros planteados como sagas, pero es bueno saberlo para no llevarnos una sensación más bien amarga al acabar.

Cielo es una Mari Sue. Todo se le da suficientemente si no realmente bien, es simpática y por supuesto guapa. Es una buena chica con un buen expediente académico, sobresaliente deportista, buena hija y más que buena vecina. Y tiene una amiga íntima que la quiere aunque ella jamás la escucha. Y dibuja fantásticamente bien. Además acepta su cambio de hombre lobo rápido, y tiene un dominio sobre sus poderes que sorprende a los demás lobos. Un aplauso para esa Cielo.

Pero más allá de ese hecho que en realidad me gusta bien poco, hay mucho más que comentar. Veamos, los nombres de los lobos son europeos occidentales, pero por la historia que cuenta, todos ellos son nativos americanos de hace mucho tiempo, concretamente por la zona deberían se de la tribu Cree. Su descripción física concuerda tan poco con los nombres.
Ligar el origen de los hombres lobos a nativos americanos no es nuevo (crepúsculo, crónicas vampíricas..), pero hacerlo con personajes de nombres, educación y aspecto occidentales ya es más raro. Además, plantea por un lado una “realeza de hombres lobo” (con trató protocolario incluido) que es poco creíble dada la cultura origen que escribe. Y que simplemente descuadra con la experiencia de Cielo entre la tribu de lobos. Estas cosas hacen que uno piense que el libro ha sido escrito del tirón, sin repasar ni corregir y sin detenerse en guardar la coherencia del mundo planteado.

Para ser un libro introductorio, hay mucho que no se introduce. Falta entrenamiento de Cielo, falta una explicación sobre los medios económicos de la manada (que son de mucho lujo) y falta mucho de cada miembro de la manada, que están prácticamente para hacer bulto.

Durante la última parte del libro varios personajes se turnan para contar una historia. Un recurso bonito si sabes dotar a cada personaje de su propia voz, una tarea harto difícil. Pero si no sabes, expone la falta de habilidad del autor. En este caso, una mala elección.

Para acabar con lo malo, comentar que este libro contiene las frases más largas y sin sentido que he leído nunca. Casi parece que le tenga la autora alergia al punto y seguido. Frases como éstas hacen que me quede sin aire incluso leyendo en silencio. Y hacen muy duro entrar en la historia.

Por lo demás, es una primera parte de saga con muy poco contenido de trama que corresponde bien a lo esperable de su género sin destacar positivamente en ningún aspecto. Una lectura ligera y fácil una vez superadas las dificultades antes referidas.

Recomendado para: Muy fans de los hombres lobo.
Abstenerse: Si eres Lidia. Si eres Lidia o te molestan los errores gramaticales, este libro te provocará algún tipo de ataque.

Título: El lado mágico de la luna (Calígine)
Autor: Úrsula Ramos
Año de edición: 2013
Editorial: CBH Books

 

 

El mar de la tranquilidad. Y otras cosas que están en la luna

Me uní a la lectura conjunta que hacían unas muy buenas amigas como excusa para atacar este libro que fue uno de los de mayor hype de mediados de 2015 en el booktube español. Y no diré que me arrepintiera, pero bueno, dejo los comentarios para cuando acabe mi personal sinopsis.

tranquilidad_cubierta01.indd Nastya es una joven con algunas particularidades. Por ejemplo, no habla con nadie y necesita escribir y correr mucho todas las noches. Y también busca vengarse del chico que la mató.
Josh es un chico con un pasado trágico. Lo único que quiere es que le dejen en paz y construir cosas.
¿Que puede pasar cuando los caminos de dos personas tan diferentes se cruzan?

Creo que entiendo el hype por este libro. Porque es una moñada. Una moñada padre. Y si hay algo cierto es que las moñadas venden.

Ésta es una novela juvenil romántica, y por lo tanto es la típica historia de amor entre dos adolescentes atípicos. Puede que Nastya y Josh sean realmente atípicos. Al fin y al cabo se supone que son dos personas rotas, que tienen mucho que curar y mucha redención que alcanzar. Sin embargo, son una pareja bastante típica con una historia de amor bastante típica.
Una persona a la que adoro dice que si le gusta este libro es porque no hay instalove. Yo no estoy de acuerdo. Este libro tiene instalove. Nastya suspira por Josh desde el primer momento que lo ve (por sus ojos, sus brazos…) Sólo que está muy preocupada por mantener su imagen de zorra del infierno.
Y Josh lo mismo, adora a la chica desde que la ve por primera vez. Y si la cosa tarda en desarrollarse es más por mera falta de comunicación.

También es la típica historia en la que hay un misterio que en realidad no es nada misterioso sobre uno de los personajes. Un misterio que ha empujado a ese personaje a su situación actual que curiosamente es la típica situación “libre de padres”. Ninguno de los dos tiene adulto supervisor que pueda preciarse de ello. Lo cual hace todo mucho más alejado de lo mínimamente realista. Casi agradezco eso, porque es complicado crear historias de amor que sean realistas y que no den a los jóvenes una idea poco acertada del tema.

El libro cumple además con un par de clichés de su género. Primero, el chico se pelea por el honor de la chica. En este caso queda muy claro que Nastya pertenece a Josh. Hasta lo dicen. A mi estas cosas me dan escalofríos por el machismo que destilan.
El segundo es la escena de violación o de intento de violación que sufre la protagonista. Aparecen mucho y mayormente son absolutamente superfluas y sólo sirven para demostrar que la pobre chica necesita ayuda del chico o un amigo por muy dura (badass) que la quieran pintar. O al menos en este caso.

Porque Nastya está rota pero se revuelve. Está entrenada en defensa personal y es fuerte. Pero un chaval borracho puede con ella sin despeinarse.

Lo que si me gusta de estos personajes es lo siguiente. Nastya es muy cínica, cáustica. Tiene una forma de ver la vida que tiene gracia. Aunque sigue siendo la “chica popular que se vuelve rebelde”, al menos su diálogo interno es interesante. Por su parte Josh es buena persona, con principios morales pero sin llegar a ser un mojigato prejuicioso. Una buena decisión por parte de la autora.

No quiero destripar trama, así que sólo diré esto: su intento de relativismo moral hacia el final resulta cargante y pasteloso. No digo sólo que los seres humanos somos mucho más complejos que eso, digo que carece de sentido como nota de moralina en la historia. Es superfluo y no me parece suficientemente bien explicado.

Por lo demás, es un libro que se lee rápido porque no tiene mucho que digerir y entretiene.

Recomendado para: cualquiera que guste de las moñadas y de los diálogos cáusticos.
Abstenerse: si el romance no es para ti.

Título: El mar de la tranquilidad
Autor: Katya Millay/span>
Año de publicación: 2012
Última edición en España: 2015
Editorial: Plataforma Neo

Los hijos de los Dioses. No toda la brujería es wicca (pero casi)

Cuando leí La hija del Oráculo empecé a desear leer Los hijos de los Dioses, la otra saga de fantasía juvenil de Paula de Vera. Esta vez una fantasía más urbana y orientada hacia la magia y la brujería.
wpid-img_20150423_082516

Sandra, Ray, Marco y Cora forman el grupo Blak Sunset y están luchando por su oportunidad mientras viven juntos en Madrid. Un día, después de unos extraños sueños, son atacados por unos monstruos asesinos. Rescatados por los Hijos de los Dioses, deberán descubrir sus poderes como los nuevos Elementos y enfrentar los problemas de la sociedad mágica, al borde de la guerra civil.

Y hasta aquí por puedo leer.

En general puedo decir que la trama es mucho más pausada que lo que mi mini sinopsis da a entender. Y se agradecerle. Porque es necesario un tiempo y mucho entrenamiento para los personajes principales y un ritmo tipo videoclip no habría sido la mejor elección.

Los personajes principales son jóvenes, pero no tanto y en muchos sentidos podríamos encasillar las novelas como género young adult. Y si, hay algo de sexo y de trama romántica. Y ninguna de las dos cosas pasa por encima de las tramas de fantasía-aventura. Gracias, gracias, mil gracias Paula.
La segunda parte tiene, por cierto, un ligero aroma a espada y brujería. Y no lo queda mal.

Cora, Marco, Sandra, Ray y los hijos de los Dioses con los que más se relacionan, amen de los hijos de los Dioses adultos que también tienen una relación con ellos, son un puñado extenso de personajes. Y pronto una novela que podría ser de un grupo de héroes se convierte en una saga bastante coral con personajes definidos, aunque ligeramente estereotipados por sus características zodiacales. (Jamás pensé que diría esto, pero es un encaje extremo en la obra de Linda Goodman “los signos del zodiaco y su carácter”)

El sistema mágico es complejo, basado por un lado en principios propios de la Wicca (ecléctica y vista como brujería moderna y de cariz esencialmente positivo) y en un sistema de poderes inherentes basados en el signo zodiacal solar y subsidiariamente la división del mismo en los elementos aristotélicos. El resultado es un sistema rígido en principio, al que se le supone el potencial de dar lugar a todo tipo de efecto mágico imaginable. Un sistema que no queda completamente explicado en estas dos obras, lo cual es muy entendible no sólo por la magnitud, si no porque las explicaciones se dan a través del aprendizaje de los personajes, el cual no está completo ni tan siquiera al finalizar el segundo libro.

Además tenemos un mundo extensísimo, del que se nos muestra una pequeña parte y en el que se menciona de pasada otros lugares y/o dimensiones. Es un mundo bosquejado, con mucho espacio para crecer, pero bien cerrado en aquello que muestra. Tal vez no haya sido construido con mucha anticipación a la narración, pero si con la suficiente para no ser inconsistente.

Agradezco que el hecho de que sea fantasía juvenil no haya hecho a la autora censurarse en tanto a violencia, destrucción, traición, sangre y oscuridad en general. Aunque las atmósferas de la saga sean mayormente soleadas.

En general, historias entretenidas con todas las tramas que puede pedir un lector de fantasía juvenil, que se lee con fluidez y deja una buena sensación.

 

Recomendado para:Amantes de la fantasía juvenil, brujillos (pacientes) y otros curiosos.
Abstenerse: Si quieres atmósferas como las de Gaiman o una fantasía urbana tipo Mundo de Tinieblas.

Títulos: Los hijos de los Dioses (Los hijos de los Dioses #1)
El poder de la oscuridad (Los hijos de los Dioses #2)
Autora: Paula de Vera
Año de publicación: 2014-2015
Editorial: Nova Casa Editorial

Destino de hada. Inocente como Campanilla.

Destino de hada llegó a mi cedido por la autora y a través de la iniciativa Leo Fantasía en Español. Un libro sobre hadas es algo que me interesa aún sin ver la sinopsis, asi que tenía altas expectativas. Y quiero decir que me duele escribir algo negativo de un libro que me ha llegado de este modo.51yp2xagwll-_sx322_bo1204203200_ Hoy es el cumpleaños de Abigail Griffiths. Uno de los últimos días para estar con su amigo Chris, que se muda de ciudad. Por lo demás, un día normal en su vida no demasiado feliz. Sin embargo, Abbi descubrirá que está ligada al mundo mágico de Adarathiel, que sufre un conflicto de siglos.

No, esta lectura no ha sido lo que me esperaba. Había muy buenos comentarios en la red, especialmente sobre su originalidad. Y debo reconocer que encontrarse con una friki de las hadas tal como se ven en fuentes folclóricas ha sido un pequeño pinchazo para la autora. Quiero decir con esto que mucho de lo que voy a decir tiene más que ver con la expectativa de una persona muy peculiar.

Intento explicarme. Adarathiel es un mundo mágico físico situado en otro planeta, en el cual hay por un lado hadas de los elementos (buenas), y por el otro brujos y lamias, digamos que hadas-vampiro (malos). También hay algunos seres mágicos más y seres no-mágicos. Ya para empezar esta dicotomía maniqueista bueno-malo en un entorno feerico me chirría muchísimo.
Además, la magia de las hadas es elemental, y movida por un lenguaje magico y movimiento. Y por las descripciones, un poquito “airbender”. Todo esto resulta ni cercano al folclore real ni original. Es más, estas hadas están más cerca del imaginario decimonónico y Disney que otra cosa. Alas de insecto incluidas.

El mundo es muy grande. Y complejo. Y desaprovechado. Da la sensación de que va siendo construido al ritmo que la narración lo requiere, en lugar de construido firmemente para después ambientar en él la narración. No se trata de que ignoremos cosas y las descubramos al ritmo que la protagonista, si no que las cosas aparecen sólo por necesidad, dejando huecos en el panorama.

Abbi pasa por lugares y pueblos diferentes, viniendo de otro mundo y aceptando todo muy rápido. Se adapta a los cambios de una manera increíble. Literalmente. Además, aprende de los diferentes lugares por los que pasa demasiado rápido. Al hacerlo así, se pierden subtramas y buenas e interesantes opciones de desarrollo de la historia. Y, lo que duele más, puede verse como esas opciones se escapan entre los dedos.

En definitiva, todo alrededor de esta historia necesita definición: mundo, sistema mágico, sociedad, mitología y también los personajes.

Para terminar ya con lo malo, en muchas ocasiones las colocaciones de escenas hacen que se pierda dramatismo. En otras, un redactado con frases muy largas y muchas subordinadas hacen el texto un poco confuso. Tal vez una corrección de estilo sería algo que el texto agradecería.

Pero hablemos de la historia. Destino de hada es una novela de fantasía juvenil que parte de las bases del género: chica normal que ve su vida cambiada o truncada a partir de un evento desencadenante. A partir de ahí encontramos etapas de aprendizaje, aliados que de unen a la heroína y otros giros de trama. Eso sin olvidar las tramas románticas. Todo bastante estándar en el género. Estándar, pero no por ello una mala experiencia de lectura.

Recomedado para:Lectores de juvenil en general, fans de hadas tipo Campanilla.
Abstenerse: Si buscas hadas diferentes, argumentos novedosos y sorpresas.

Título: Destino de hada
Autor: Sara Herreras Castel
Año de publicación: 2015
Editorial: Autoeditado 

Tres corazones, dos cabezas y un verdugo. Historias de vieja taberna.

A veces una tiene que reconocer que compra libros por la portada. En este caso una mezcla entre el color y el dibujo a lo Burton. Y claro, luego una lee cosas que no sabe bien de que van… Y que se dice “pues esto, hace quince años, me hubiese parecido lo más”.

650_AL05407.jpg Cuando al tío Frank lo ajustician como traidor, Alice decide velar por el. Y cuando el verdugo Dan Skillincer tiene que llevar su cabeza al Temple Bar, ella decide rescatarla para darle una sepultura digna. Pero hacerlo no será tan sencillo, con todos los soldados del rey intentando detenerla… O quizá no todos.

Esta es una historia muy parecida a como se contaría en una taberna hace un siglo, o en un cuenta cuentos hoy. Una historia rápida, sin grandes giros ni misterio, y plagada de ese humor de lo absurdo que tanto gusta a los británicos. Y a mi, ya de paso.

También es una historia con una trama romántica, con sus enamoramientos instantáneos y su triángulo amoroso. Un cliché casi ineludible y sin embargo bastante vacío de interés.

Por su parte los personajes no son precisamente complejos. Muchos son caricaturas de personajes habituales de la novela inglesa victoriana y tienen esa misma tendencia a relacionar belleza con virtud e inteligencia. La excepción es el verdugo, Dan, que no siendo bello ni especialmente inteligente, si se revela como uno de los mejores seres humanos de la narración.

Sin embargo, el personaje más relevante es, sin duda, el tío Frank. La fabulosa y expresiva cabeza cortada del tío Frank, que es mucho más que una simple excusa narrativa.

Lo único realmente notable de la narración es la ambientación. El período histórico de las rebeliones Jacobitas no es muy conocido, a por pesar de que es período Georgiano. El libro se ambienta justo después de la batalla de Culloden y antes de la disolución del cuerpo militar de los Dragones de Kingston, es decir, alrededor de 1746. Y tanto la corrupción social y moral como la inestabilidad política y el conflicto religioso de la época están bien reflejados, lo cual le da una interesante dimensión.

 

Recomendado para: pasar un ratito sin más, jóvenes muy jóvenes.
Abstenerse: amantes de las historias complejas con fondo filosófico o adultas.

 Título: Tres Corazones, Dos Cabezas y un Verdugo
Autor: K. M. Grant
Año de publicación: 2007
Última edición España: 2010
Editorial: Alfaguara Juvenil